Guillermo Manzo en “REFLEJOS”

By on julio 18, 2019

ACUSE DE RECIBO

Te esperamos en la presentación del libro “REFLEJOS”, con el patrocinio de “Voz de Tinta” y la Fundación “Margarita Robleda.

ALFONSO HIRAM GARCÍA ACOSTA

Hoy es una tarde llena de letras y amistad, bañada de asonancias, rimas y poesía al sostener en las manos un nuevo libro escrito con sencillez, nostalgia y amor, sin que la amistad que me dispensa pudiera falsear mi apreciación durante la lectura como primicia. Su autor es José Guillermo Manzo Barrera, lector incansable y ahora autor de un libro lleno se valores y enseñanzas con conocimiento literario y anecdotario. La obra se llama “Reflejos”, y secciona sus vivencias poéticas, dando curso a una musa a través de reflexiones y vivencias in illo tempore con el bagaje de la vida, y cultura idiomática internacional. Se trata de su primera edición impresa por “Voz de Tinta” con un justo prólogo escrito por el didacta literario Jorge Pacheco Zavala, quien limpió y dio forma a una bella edición, tercera que edita en Mérida nuestro Centro Literario “Voz de Tinta”.

Al leer a José Guillermo van a encontrar un libro de poesía ágil y coloquial, que pone la razón al recorrer el camino abrupto y sinuoso de una pluma creadora de versos hacia su verdad cotidiana.

Leer a Memo es encontrar un remanso de lectura amena, descubrir un espíritu lleno de inquietudes que pasan como cinta cinematográfica por su mente, mientras su pluma las plasma con rimas, asonancias, figuras retóricas y bellos mensajes que nutren el espíritu.

Es una obra sencilla, espontánea, limpia, sin hinchazones de erudición, ni objetivos de rígido magisterio literario. No una historia que enseña, sino una poesía que sugiere, porque quizá sea más eficaz ésta que aquella.

Aquí se conjugan anécdotas, episodios de contenido personal, vivencias; y en cada una de ellas encontramos un soplo de vida, un hálito de humanidad, una parte de su vida grabada en acontecimientos ciertos que nos llevan por el camino trascendental que nos hace recorrer el anecdotario personal, familiar, y anecdótico. Baste detenerse en el poema “Inesperadamente, donde una despedida filial a un nuevo plano astral testifica su sensibilidad narrativa, dibujándola poéticamente.

Su romanticismo queda de manifiesto en varios de sus poemas en los que el amor y desamor comparten créditos. Su filosofía teosófica también la nutre de manera ágil, para llevarnos de la mano a la vibración cósmica y a no temer al cambio de plano.

Leo en silencio sus versos y me imagino que una agradable voz me los susurra…

Él ama la vida, los árboles, la flor, el mundo entero; él sueña la paz para que todo esto perdure, para que los niños corran por verdes prados, senderos dorados, en un ruego plasmado en versos amables y sonoros.

Felicidades, Guillermo, este libro es un bello resumen de tu producción poética.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.