Malasuerte, detective hardcore de Hilario Peña

By on julio 11, 2019

Con enorme agrado recibí y acepté la amable invitación de nuestras amigas de Editorial Océano para entablar una charla con Hilario Peña, creador del Detective Malasuerte, Hilario vive con su esposa e hija en Tijuana, ciudad a la que llegó para trabajar como ingeniero en electrónica y donde se convirtió en escritor.

Malasuerte es un personaje durísimo, un detective rudo en extremo que nos despierta empatía, pero también cierta animadversión porque el personaje es brutal.  Entre personajes carnavalescos como el comisario Nicolás Reyna, el boticario Jarocho Nazi, un psicópata apodado el Duende y la hermosa alcaldesa de la ciudad, destaca el detective más rudo de la frontera, quien le planta cara a poderosos capitalistas, políticos sin escrúpulos, peligrosos criminales… y a fuerzas aún más oscuras.

Tras devorar el bestsellerMalasuerte en Tijuana«(2009), y las novelas policiacas “La mujer de los hermanos Reyna” (2011) y “Juan Tres Dieciséis” (2014), todos en un mismo tomo, no pude menos que señalarle a Hilario que su personaje es brutal, a lo que me respondió: “Sí, la verdad es un poco intenso.”

Ja ja ja, bastante intenso. ¿En qué momento concebiste a este personaje?

Pues no lo sé, Ricardo. Fue algo así como muy espontáneo: en el segundo que lo imaginé ya venía con todas sus características, todo el paquete; de pronto, me pareció perfectamente lógico el hecho de que existiese un detective pelirrojo, de voz aguardentosa, presumiendo por la vida que es feo, pero de buen cuerpo, echado para adelante, un poco torpe. Más que nada surgió de mi necesidad por leer algo así con dichas características. Fue por eso que lo escribí, fue una epifanía literaria, siempre lo menciono, pero no lo sentí como una genialidad, para nada. Fue como una necesidad, más bien.

El género de novela negra en años reciente ha cobrado mucha fuerza, como se ha podido constatar en las diversas ferias de libro de México, incluyendo la Feria Internacional de la Lectura Yucatán. Le va muy bien a esas novelas. En ese sentido, ¿cómo te sientes como parte de los autores que están causando este impacto? 

Agradecido. No me siento parte de los grandes escritores. Me siento más que nada agradecido con escritores como Rafael Bernal, Paco Ignacio Taibo II, el maestro Elmer Mendoza, porque ellos empezaron esto cuando se consideraba un arte menor, o se menospreciaba nuestro trabajo, y ellos le legitimaron con su calidad. Fue más fácil para gente como BEF, para Paco Hangenbeck y un servidor trabajar en esto. Le debemos mucho a los pioneros, esa es mi impresión al menos.

¿Desde el inicio tenías definido cómo contarías el origen del personaje?

Mi relación con Tijuana ha sido intensa, al grado que mucha de mi propia experiencia la plasmo en las historias de Malasuerte, sobre todo en la primera, donde las aventuras ocurren en la Tijuana salvaje que me tocó conocer.

Me di cuenta de que en la mayoría de este tipo de biografías la manera en que el protagonista se convierte en detective se cuenta por medio de un flashback. Yo decidí comenzar por el inicio, aunque sea algo obvio, pero no lo es en el género policiaco. Por eso es importante recalcar el título del primer capítulo: ‘Génesis de un detective’.

Me parece un gran acierto haber reunido estos tres trabajos en uno solo. ¿Cómo te sientes con esta edición?

Feliz por haber podido trabajar en esta edición tan hermosa: me permitió corregir y añadir detalles importantes al Detective Malasuerte.

Siento que estas tres obras, así desperdigadas, la verdad, pierden mucha fuerza. Cuando las unes, de pronto ves todo el alcance que puede tener esta saga. Por eso estoy muy satisfecho, porque siento que hasta este momento habían perdido fuerza y necesitaban de mi madurez como escritor para poderlas amalgamar, y también del apoyo de una editorial como Océano para lograrlo.

Va a ser complicada una adaptación a una serie o una película: la clasificación sería en el último escalafón.

Eso creo, pero de eso se trata: de agarrar las comprensiones de determinado género y darles una vuelta de tuerca, es decir, si nos las tuviera entonces no serían novelas policiales. Está la mujer fatal, está el detective rudo, está el villano, pero cada uno de estos personajes tiene una vuelta de tuerca muy decisiva. Creo que logran renovar el género un poquito, y es lo que la hace incalificable.

Muchas gracias, Hilario. ¿Qué deseas decir a los lectores de Diario del Sureste?

Les invito a que se den la oportunidad de leer algo con grandes dosis de humor, de misterio, que le entren a la lectura de las aventuras del Detective Malasuerte.

RICARDO PAT

riczeppelin@gmail.com

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Diario del Sureste