Inicio Portada Marcos Chávez

Marcos Chávez

1
0

Letras

XXIV

Extraño a Marcos Chávez. Pensándolo bien, debería decir: extraño la humildad de Marcos Chávez. Con tantas cualidades como artista y como persona, lo que mejor recuerdo de él es la forma sencilla de su transcurrir por la vida.

Casi siempre callado, con un permanente esbozo de sonrisa en su rostro, espejo del pasar y pesar de los años. Un hombre que debió ser artista de tiempo completo para narrar la historia gráfica de Nuevo Laredo, repartió sus querencias entre el arte y la responsabilidad frente a su familia. Un hombre que debió vivir largos años, pero nos fue arrebatado por la enfermedad mucho antes de lo que la naturaleza obliga.

En sus exposiciones, el mérito era exclusivamente de la obra, porque él no socializaba, ni brindaba, ni se ufanaba entre el público. Harta pena que sentía al escuchar los halagos: bajaba la vista y sonreía agradecido, como no mereciéndolos.

Un hombre que perseguía al sol para poder prolongar la tarde, para conseguir una toma desde el puente, para que las flores y las frutas de su objetivo se iluminaran con la luz de Dios.

Alguien que sabía mirar más allá de lo visible, cuyos trabajos contenían un sentido social y humano, aunque también proyectaban humorismo. Y que hablaba y decía y expresaba con su lente todo lo que sus labios se abstenían de pronunciar, porque silencio y prudencia siempre fueron sus aliados.

En esta primera década del milenio, cuando impera la escasa vocación en los oficios, cuando los intereses se anteponen a las calidades, cuando el vacío ocupa tanto espacio en la mayoría de las expresiones, cuando la amistad y el afecto muchas veces se canjean por treinta monedas de plata, es cuando uno echa de menos las virtudes de aquel paseante de las aceras del centro y desea volver a verlo con su chaleco zurcido de bolsas y el equipo fotográfico sujeto al hombro.

Sí, extraño a Marcos Chávez. O más bien, quiero decir: extraño la humildad de Marcos Chávez.

Paloma Bello

Continuará la próxima semana…

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.