Acuse de Recibo a Fernando Arjona

By on agosto 8, 2019

EN LA MAR…DIÁLOGO ENTRE POETAS

ALFONSINA STORNI e HIRAM GARCÍA

 

ALFONSO HIRAM GARCÍA ACOSTA

Va el Acuse de Recibo a mi compañero de letras e hijo del Dr. Fernando Arjona, con quien conviví cuando terminamos el Hospital del ISSSTE en la Col. Pensiones en esta ciudad de Mérida de Yucatán. Padre e hijo me dispensan su amistad y comparten sus conocimientos artísticos, culturales, jugando partidas de dominó, charlando sobre ajedrez y su influencia en la formación del hombre. Anticipo las gracias por su envío sobre mi último libro, que lleva por título la portada de esta nota y que transcribo a continuación:

Le escribo para expresarle mi profunda impresión al leer y disfrutar poética y visualmente de “En la mar…, diálogo entre poetas”.

Desde las fotografías de Alfonsina, las ilustraciones -como la de la chica con paraguas y guacamaya al vuelo- hasta el elevado lirismo que destila la obra en general.

La mente funciona en formas extrañas y el espíritu de la obra: “y alguna historia que por ser vieja nos da el perfume de una rosa vieja”, “y seré para ti tan bondadosa, como el perfume de la vieja rosa”, me trajo remembranzas de un autor que señaló mi juventud: Sófocles. Antígona, Estásimo Tercero: Nadie escapa al hechizo de tus lazos fatales, ni dioses inmortales, ni el hombre, flor de un día, y prueba tu locura quien de ti se confía. (Trad. Aurelio Espinosa Pólit, Ed. JUS).

Creo que es lo mejor que he recibido de sus manos y sinceramente le felicito. No estoy familiarizado con la poesía de Alfonsina Storni y desconozco si la versificación es de ella o toda le pertenece a usted. En cualquier caso, el poema es magnífico en su elevada sensualidad versificada. Fue una experiencia agradable y aleccionante. Le felicito. Gracias.

Fernando Arjona M.

Siempre es grato recibir tus comunicaciones, Fernando, y atestiguar cómo desgranas tus conocimientos. La poesía de Storni está marcada con sus siglas. Las respuestas de acercamiento a la vida de la poeta Alfonsina son de quien te escribe. Como dato complementario, te diré: Alfonsina fallece de un cáncer en 1938, y yo nací en 1936, pero su obra se identificó en mí, por lo que decidí contestarle y terminar con ella tomados de la mano, alejarnos en aguas de La Palma y terminar sin soltarnos, como si fuéramos dos náufragos ahogados.

La descripción sintética y anecdótica de su vida se publicó en Por Esto hace algunos años, y me permití darte el segundo ejemplar impreso por este, tu amigo, y comunicarte que los derechos de autor ya han sido otorgados al Ateneo del Mayab A. C., en México; al Centro Cultural La mancha en Maldonado, Uruguay, y a Maya Ramírez, “Publilibros”, en Manila, Filipinas; por lo que esta edición casera que tienes en tus manos es una edición personal.

Gracias por tus comentarios.

Con un abrazo fraterno, Alfonso Hiram García Acosta.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Diario del Sureste