The Garden – Rush

By on enero 7, 2021

Letras del Rock

En el aniversario de la partida del inigualable Profesor Neil Ellwood Peart, lo recuerdo con esta canción, la que “mojó las mejillas de todos los que escucharon la interpretación en la sala de grabación.”

En, Clockwork Angels, el postrer disco de Rush –que cuenta una historia distópica que luego Neil convirtió en una novela– encontramos este arreglo orquestal que algunos consideran su testamento. La última canción del último disco.

De la página oficial de Rush tomé los siguientes párrafos sobre la canción.

Hace tiempo leí una historia de otro horizonte temporal sobre un personaje llamado Candide. También había sobrevivido una infortunada serie de malos momentos y tragedias, hasta que fincó su residencia en una granja cerca de Constantinopla. Escuchando una disertación filosófica, Candide comentó, “Todo eso está muy bien, pero ahora debemos cuidar nuestro jardín.”

He arribado a ese punto en mi propia historia. Existe un jardín metafórico en las acciones y en las actitudes en la vida de una persona, y los tesoros de ese jardín son el amor y el respeto. Finalmente he comprendido que esa recolección de amor y respeto – que proviene de otros y de mí – ha sido la verdadera travesía de mi vida.

“Ahora debemos cuidar nuestro jardín.”

Este era el Profesor. Este era Neil.

Descanse en paz.

S. Alvarado D.

sergio.alvarado.diaz@hotmail.com

 

El Jardín

Música: Geddy Lee y Alex Lifeson

Letra: Neil Peart

 

En este que es uno de muchos mundos posibles, ¿todos para bien, o para alguna extraña prueba?

Es lo que es – y qué importa

El Tiempo sigue siendo la broma infinita

 

La flecha vuela mientras duermes, las horas transcurren – las células se desgranan

El Relojero conserva sus costumbres

Las horas transcurren – transcurren

 

La Vida se mide en amor y respeto

Tan difíciles de obtener, tan fácilmente perdidos

En la inmensidad del Tiempo

Un jardín para nutrir y proteger

 

En el nacimiento y ocaso del sol

Hasta que las estrellas giren en la noche – giren toda la noche

Es lo que es – y para siempre

Cada momento un recuerdo fugaz

 

La flecha vuela mientras respiras, las horas transcurren – las células se desgranan

El Relojero esconde tiempo

Las horas transcurren – transcurren

 

El Tesoro de una vida se mide en amor y respeto

La manera en que vives, los regalos que das

En la inmensidad del tiempo

Es lo único que puedes esperar a cambio

 

El futuro desaparece en la memoria

En tan solo un momento

Lo eterno yace en ese momento

La esperanza es lo que esperamos encontrar

Traducción de Sergio Alvarado Díaz

THE GARDEN

In this one of many possible worlds, all for the best, or some bizarre test?

It is what it is – and whatever

Time is still the infinite jest

 

The arrow flies when you dream, the hours tick away – the cells tick away

The Watchmaker keeps to his schemes

The hours tick away – they tick away

 

The measure of a life is a measure of love and respect

So hard to earn, so easily burned

In the fullness of time

A garden to nurture and protect

 

In the rise and the set of the sun

‘Til the stars go spinning – spinning ’round the night

It is what it is – and forever

Each moment a memory in flight

 

The arrow flies while you breathe, the hours tick away – the cells tick away

The Watchmaker has time up his sleeve

The hours tick away – they tick away

 

The treasure of a life is a measure of love and respect

The way you live, the gifts that you give

In the fullness of time

It’s the only return that you expect

 

The future disappears into memory

With only a moment between

Forever dwells in that moment

Hope is what remains to be seen

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.