Ahora el Espacio…

By on octubre 7, 2022

Editorial

Por estas fechas, hará cinco siglos o algo más, tres pequeños bajeles cruzaron el océano Atlántico en ruta incierta, guiados por el sextante marino y el antiguo conocimiento del sistema solar y las estrellas.

Dirigidos por la ilusión de sus navegantes de probar sus creencias, buscaban lograr la hazaña de hallar nuevas tierras para expandir el poder y la gloria de gobernantes de ese entonces.

Un gran reto, sin duda, ir en pos de una esperanza sin una garantía de certeza.

Los conocimientos de la época intentaban hallar un camino más directo a las Indias, país rico y floreciente por esos años, llegar por una ruta más corta, más directa, que permitiese el comercio con esas tierras, hasta entonces alcanzables únicamente por mares y territorios de difícil acceso.

Se buscaba una ruta de comercio y se halló un nuevo mundo.

La fe del marino genovés Cristóbal Colón impulsaba el proyecto. Su carácter firme mantuvo el rumbo y sostuvo con sus manos firmes el timón.

Una gran hazaña, histórica, porque en lugar de una nueva ruta descubrió un nuevo continente: América, cuyo nombre deriva de Américo Vespucio, visionario también, pero que no fue quien realizó la histórica hazaña.

Cristóbal Colón no halló una nueva ruta a las Indias: descubrió un nuevo continente.

Aquí estamos, ambiciosos como siempre, dispuestos a poner en otros planetas nuestra próxima marca, para que conste en los registros históricos de la humanidad.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.