Mailman – Soundgarden

By on julio 23, 2020

Letras del Rock

En los inicios de la década de los años 90 del siglo XX, el género musical denominado “grunge” (que en inglés se utilizó inicialmente para referirse a la mezcla de aceite con mugre, y que ahora califica a todo un movimiento social) nos presentó a sus mejores exponentes: Nirvana con su Nevermind, Alice in Chains con Dirt, Stone Temple Pilots con Core, Pearl Jam con Ten, y la banda que en esta ocasión es nuestro punto focal: Soundgarden, cuyo álbum debut fue Badmotorfinger.

La primera señal de la alta calidad musical de Pearl Jam y Soundgarden se dio con la fugaz aparición de la banda Temple of the Dog, en la que los integrantes de ambas bandas participaron. El duelo vocal de Chris Cornell y Eddie Vedder en “Hunger Strike” es un agasajo.

Soundgarden alcanzó el estrellato con el lanzamiento en 1994 de Superunknown, un mega disco con canciones que les hicieron convertirse en los ganadores de los premios Grammy en la ceremonia de 1995 a Mejor Presentación de Hard Rock con Black Hole Sun, y Mejore Presentación de Metal con Spoonman.

Chris Cornell, Kim Thayil, Matt Cameron y Ben Shepherd en la ceremonia de los Grammy en 1995.

 Todas las canciones de ese disco son obras maestras que Kim Thayil (guitarra), Matt Cameron (baterista), Ben Shepherd (bajista) y el malogrado Chris Cornell (vocales y guitarra) nos dejaron como legado musical. En estas canciones apreciamos de qué se trata el grunge: una mezcla de punk con metal, y en Mailman tenemos un gran ejemplo.

Mailman es una canción con un ritmo machacante y semi lento, ominoso, como un resorte presionado que en cualquier momento se soltará, y los chillidos de las guitarras semejan válvulas de escape que predicen el desastre, hasta acabar abruptamente. Compuesta por Matt Cameron (que ahora es el baterista de Pearl Jam) y Chris Cornell, la letra es –según explicó Chris en un concierto– el mensaje que un empleado comunicaría a su jefe poco antes de mandarlo al otro mundo. Una canción de amor, pues, je je je…

Disfruten Mailman, y trasládense a una de las mejores épocas del Rock moderno, de la mano de una entrañable banda que inició humildemente en Seattle, y llegó a la cima de la fama.

S. Alvarado D.

sergio.alvarado.diaz@sybrondental.com

MAILMAN

Matt Cameron & Chris Cornell

Hello don’t you know me

I’m the dirt beneath your feet

The most important fool you forgot to see

I’ve seen how you give it

Now I want to receive

I know that you

Would do the same for me

I know I’m headed for the bottom

But I’m riding you all the way

For all of your kisses turned

To spit in my face

For all that reminds me

Which is my place

For all the times when

You made me disappear

This time I’m sure you will

Know that I’m here

I know I’m headed for the bottom

But I’m riding you all the way

My place was beneath you

But now I’m above

And now I send you a message

Of love

A simple reminder of what

You won’t see

A future so holy without me

I know I’m headed for the bottom

But I’m riding you all the way

 

CARTERO

Matt Cameron & Chris Cornell

Hola no me reconoces

Soy la mugre bajo tus pies

La más importante herramienta que olvidaste ver

He visto cómo das

Ahora quiero recibir

Sé que tú

Harías lo mismo por mí

Sé que me dirijo al abismo

Pero te estoy cabalgando todo el trayecto

Por todos los besos convertidos

En escupitajos en mi cara

Por todo lo que me recuerda

Cuál es mi lugar

Por todas las veces que

Me hiciste desaparecer

Esta vez estoy seguro de que

Sabrás que estoy aquí

Sé que me dirijo al abismo

Pero te estoy cabalgando todo el trayecto

Mi puesto estaba debajo de ti

Pero ahora yo estoy encima

Y ahora te envío un mensaje

De amor

Un sencillo recordatorio de que

No verás

Un futuro tan santo sin mí

Sé que me dirijo al abismo

Pero te estoy cabalgando todo el trayecto

Traducción de Sergio Alvarado Díaz

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.